¿Qué sucede si una mujer toma viagra?

Muchos hombres han encontrado en el viagra una solución efectiva para la impotencia, pero, ¿podría también ser beneficiosa para las mujeres?

La pastilla del viagra ha pasado a ser uno de los métodos más conocidos para el tratamiento y prevención de la disfunción eréctil en los hombres, entre otros usos, y es por lo tanto un medicamento rodeado de mitos y curiosidades.




Muchos hombres han encontrado en el viagra una solución efectiva para la impotencia, pero, ¿podría también ser beneficiosa para las mujeres?

El viagra en las mujeres
Muchas mujeres, especialmente pasados los 30 años, pueden experimentar también algunos trastornos sexuales que pueden estar relacionados a una disminución del deseo y la excitación, y estar causados por factores físicos o emocionales.

¿Podrían tratarse con el viagra?
Viagra es la marca con la que se comercializa el fármaco llamado sildenafilo, componente activo del medicamento, que lo que hace es relajar determinados músculos del cuerpo, sobre todo aquellos que rodean los vasos sanguíneos.

Cuando esto sucede los vasos sanguíneos tienen más espacio para dilatarse y dejar fluir la sangre más fácilmente.
El flujo sanguíneo hacia el pene es la etapa final y más importante para obtener una erección.

De modo que el funcionamiento del viagra en el hombre no se relaciona en absoluto con el deseo sexual ni con las causas psicológicas de la disfunción eréctil, sino simplemente con una mejoría física que favorece el flujo sanguíneo y por lo tanto la erección.

Evidentemente, la reacción fisiológica de la mujer al deseo sexual es muy diferente a la del hombre.



Si una mujer toma viagra en efecto experimentará el efecto vasodilatador del fármaco, pero esto no necesariamente se traduce en una mejora de una disfunción sexual dada.

Un mayor flujo sanguíneo hacia los órganos sexuales puede ser beneficioso para la mujer a la hora del sexo, también, pero no hay evidencia concluyente de que el viagra pueda prevenir trastornos sexuales femeninos.

Según la Asociación de Farmacéuticos estadounidense, se necesitan estudios adicionales para comprobar el rol que cumple el viagra en el deseo sexual femenino, o para determinar si es que cumple algún rol en absoluto.

Algunas investigaciones puntuales han sugerido que el viagra puede estimular el deseo sexual femenino, pero otras tantas no han podido arribar a la misma conclusión. Se estima que en ocasiones puede funcionar como un placebo, en casos de disfunciones sexuales ocasionadas por factores psicológicos o emocionales.




Por otra parte, el viagra fue desarrollado por científicos del laboratorio Pfizer, y la compañía lo ha comercializado desde el principio orientado al tratamiento de la disfunción eréctil masculina (incluso publicitado por celebridades, como Pelé).

El hecho de que no hayan apuntado al mercado femenino sugiere que las pruebas que han realizado al respecto no han sido concluyentes.

Fuente: Vix