Conoce los mejores remedios naturales para las inflamaciones

La inflamación es la respuesta del sistema inmunitario, a invasores extraños tales como virus y bacterias. Como respuesta a la infección o la lesión, diversas clases de glóbulos blancos se transportan por el torrente sanguíneo hasta el lugar de la infección y solicitan más glóbulos blancos.




Los estímulos que pueden provocar una inflamación se pueden clasificar en tres clases:

  • Mecánicos, como la presión y el calor.
  • Químicos, como los alérgenos y las toxinas.
  • Biológicos, como los hongos y las bacterias.

Independientemente de la causa, la inflamación siempre presenta cuatro síntomas típicos:

  • Enrojecimiento
  • Hinchazón
  • Sensibilidad al dolor
  • Calor

El cuerpo tiene mecanismos muy complejos para asegurarse de que la inflamación no se extienda, pero se está volviendo más común que la inflamación persista.

El problema es que, a diferencia de una respuesta inflamatoria normal y sana, este tipo de inflamación no tiene propósito.

Remedios naturales para las inflamaciones

1. Infusión de cúrcuma para desinflamar
La cúrcuma es muy conocida por sus propiedades antiinflamatorias, por lo que es una especia recomendable para aquellos que sufren artritis, pues ayuda a calmar el dolor y a eliminar toxinas del organismo.

Para todos los que practicamos deporte también puede ser un buen aliado, ya que nos ayuda a mantener nuestras articulaciones en perfectas condiciones y evita que se inflamen y duelan.

Ingredientes
¼ cucharadita de cúrcuma (1,2 g)
1 taza de agua (250 ml)
Preparación
Calentaremos el agua, añadiremos al cúrcuma y esperaremos a que llegue a ebullición.
Cuando esté hirviendo, apagamos y dejamos reposar 7 minutos.
Finalmente, vertemos a una taza y bebemos.



2. Infusión de aloe vera para desinflamar

Es bien sabido que el aloe vera es una planta con multitud de propiedades y beneficios para nuestra salud. Entre los más destacados encontramos la utilidad que se le ha dado para controlar problemas antiinflamatorios.

Además ser considerado como un analgésico natural, resulta sumamente beneficioso para pacientes con problemas de artrosis, artritis, esguinces y dolores musculares.

Ingredientes
1 cucharada de gel de aloe vera (15 g)
2 tazas de agua (500 ml)
Preparación
En primer lugar, calentaremos el agua a fuego lento y añadiremos el gel de aloe vera.
Cuando llegue a ebullición, apagaremos el fuego y dejaremos reposar 7 minutos.
Finalmente verteremos el contenido en una taza y beberemos 2 veces al día, preferentemente por la mañana y por la noche.

3. Infusión de jengibre como antiinflamatorio

Los valores antiinflamatorios del jengibre resultan muy importantes en el tratamiento de enfermedades como la artritis, el síndrome del túnel carpiano, e incluso el dolor de muelas. El jengibre interviene como calmante de la inflamación y del dolor.




Ingredientes
1 cucharada del raíz de jengibre (15 g)
2 tazas de agua (500 ml)
Preparación
En primer lugar, pondremos las dos tazas de agua en un recipiente y lo pondremos a fuego moderado.
Rallaremos la raíz de jengibre y la agregamos al recipiente.
Esperaremos hasta que esté hirviendo, apagaremos y dejaremos reposar por 7 minutos.
Por último, verteremos la infusión en un vaso y la beberemos 3 veces al día.

4. Infusión de manzanilla para desinflamar

En lo que se refiere a las propiedades de la manzanilla como antiinflamatorio, debemos destacar su capacidad dilatadora para los vasos sanguíneos, tanto venas como arterias. Al permitir que la sangre circule con más fluidez y evitar que se acumule tanto en la zona afectada, favorece una rápida curación de la superficie inflamada.

Esta propiedad también es de gran utilidad para los que tienen problemas de hipertensión, pues actúa como regulador de la tensión arterial.

Ingredientes
1 cucharada de flores de manzanilla (15 g)
2 tazas de agua (500 ml)
Preparación
Calentaremos el agua junto con las flores de manzanilla y esperaremos a que hierva.
Cuando llegue a ebullición, apagaremos el fuego y dejaremos reposar 7 minutos.
Pasado el tiempo indicado, colamos y bebemos.
Se recomienda beber esta infusión dos veces al día.

La práctica de actividades físicas, ir al trabajo, jugar con los niños, o simplemente pasear con nuestro perro puede conllevar a una lesión y causar una inflamación. Gracias a estos remedios naturales podremos tratarla de casa, y volver con normalidad a las rutinas diarias con las cuales tenemos que cumplir.

Fuente: Mejor con Salud