5 relajantes musculares naturales que aliviarán todo tu cuerpo

Nuestro cuerpo siempre busca la manera de mostrarnos o alertarnos de las cosas que suceden en nuestro interior, por lo que si tenemos un músculo tenso debemos actuar de inmediato para no sufrir complicaciones más adelante.




Los relajantes musculares, también conocidos como analgésicos, son sustancias que ayudan a que un músculo contraído se relaje o podamos aliviar un poco su dolor y molestia.

Tener los músculos contraídos limita nuestra movilidad para realizar las tareas diarias y esto sucede por un uso excesivo del músculo o por el contrario, el hecho de mantenerlo en la misma posición por mucho tiempo.

Estas contracciones musculares se traducen en cansancio extremo, dolores de cabeza e incluso fiebre, por lo que los médicos generalmente recetan analgésicos, antiinflamatorios o calmantes, dependiendo de la zona afectada.

Existen algunos remedios naturales que podrás preparar en tu casa para mejorar este tipo de dolencias.

Manzanilla

Esta planta posee propiedades relajantes, antiinflamatorias y antiespasmódicas.

Prepara una infusión con una bolsita o una cucharada de manzanilla en una taza de agua hirviendo. Deja reposar por unos minutos y bébela. Puedes hacerlo varias veces al día.

Lavanda

Esta flor es útil para hacer aceites, debido a sus propiedades calmantes.

Aplica aceite de flor de lavanda para hacer un masaje con movimientos circulares en la zona afectada y contraída. Esto ayudará a que la circulación sanguínea en el lugar mejore. Si tienes acceso a la flor tropical puedes hacer una decocción y darte un baño caliente de flor de lavanda.

Romero

Debido a sus propiedades antiespasmódicas y antiinflamatorias permite que los músculos se relajen y vuelvan a su estado natural.



El aceite de ramas de romero sirve para relajar las articulaciones. El baño de inmersión ayuda a relajar el cuerpo por el intenso y relajante aroma de la planta. La infusión de romero es recomendable aplicarla en un paño y colocarlo sobre le músculo afectado por 30 minutos, esto se puede repetir dos o tres veces al día.

Valeriana

Esta planta es recomendada para aliviar los dolores menstruales, aliviar el estrés y calmar la ansiedad.

Infusiona algunas ramas en una taza de agua hirviendo durante 5 a 10 minutos. Cuela la bebida y toma durante el día, pero no más de dos tazas ya que puede causar somnolencia.

Pimienta cayena

Se puede consumir de forma líquida o sólida y es eficiente gracias a sus propiedades antiinflamatorias potentes.




Agrega un poco de cayena a las bebidas, infusiones o batidos que prepares. O también lo puedes usar como exfoliante, realizando masajes en los músculos afectados.

Fuente: Delicias